2016

Adiós 2016

No soy de hacer balances, básicamente porque soy un desastre y mi depósito de memoria cada vez está más lleno y no caben todos, tendré que hacer limpieza…

En mi opinión, 2016 ha sido mejor año que 2015, pero por los pelos.

En lo personal ha sido duro. He sufrido más que disfrutado; la familia, las amistades, muchos sucesos negativos a los que hacer frente, conocer nueva gente que no encaja en tu modelo de vida… No sé, en ese aspecto solo me quedo con que soy afortunada por tener una persona a la que quiero y que me quiere a mi lado, apoyándome y arrastrándome hacia el futuro, porque este último trimestre ha tenido que hacerlo literalmente. Los últimos tres meses, la persona positiva que solía ser, se ha quedado dormida en algún lugar de mi cerebro y no sé si aparecerá, pero la necesito más que nunca y creo que, a base de mucho yoga y meditación, la puedo recuperar.

El hecho de cambiar de hogar ha sido duro, abandonar Molins de Rei (un pueblecito que, sin darme nada, me ha dado mucho en el territorio personal) para irme a un pueblo de menos de 2000 habitantes es un proceso que seguirá en la mochila de la aventura del 2017. Es algo en lo que llevo trabajando los últimos seis meses y que espero resolver a lo largo del año al que entraremos.

Y, dejando de lado lo personal, mi labor como escritora indie es lo que más alegrías me ha dado. He tenido que volver a estudiar, aprender todo lo posible para ofrecer lo mejor de mí y, creo que he conseguido lo que me propuse en el 2015. Terminar de escribir la Trilogía Generación y enviarla a los correctores, que estos me feliciten por la notable mejora y cagarse en mí por atraparlos a una novela romántica, publicar otra novela, mucho más arriesgada y transgresora a lo que estaba acostumbrada que, a pesar de los impedimentos que me ha dado Amazon, estoy muy contenta del trabajo realizado. Con “El deseo de Perséfone” salí de la zona de confort, ese era uno de mis objetivos, el resto: romper con lo que estamos acostumbrados en el territorio sexual y aprender a respetar cualquier práctica. No hay ni buenas ni malas si esos individuos están de acuerdo en hacer lo mismo.

Fui invitada al Primer foro de Nuevos escritores junto a mis compañeros Joaquim Colomer Boixés y Lorena Franco (administradores del Grupo LLEC). Y fue una experiencia magnífica, me dio la sensación de que defendimos muy bien la literatura independiente y que le dimos el significado que se merece: “Que no tengas el soporte de una editorial no quiere decir que el libro sea malo”, “Hay auténticas joyas en la literatura independiente” y “Un mal libro cae por su propio peso”.

He tenido la suerte de conocer una “familia literaria” (como dice Quim, que me encanta), que me ha ayudado y apoyado desde el inicio. Es todo un placer compartir nuevos proyectos con vosotros y ver como vamos creciendo en lo personal y, sobre todo, en lo profesional. Un abrazo a todos, pero de los que te dejan casi sin aire.

Y desde que llegó la Navidad (Fiestas que detesto, por cierto…xD), y ver la primera entrega de la Trilogía Generación: No me olvides, entre los más vendidos de erótica en Amazon, es un auténtico regalo. Las ventas se han disparado y solo puedo agradecer a todas esas personas que han confiado en mi trabajo para leer estas navidades mis novelas. ¡GRACIAS! 

Y hasta aquí me quedo.

¿Qué le pido al 2017?

No me gusta pedir, la verdad. No soy de las que hace una lista con propósitos, soy de las que vive el día a día y no se adelanta a los acontecimientos. Pero este año habrá lista.

  1. Volver a mi pueblo.
  2. Pensar un poco más en mí (A todos lo que ya me llamaban egoísta, que se preparen, que este año seré peor…xD)
  3. Terminar de escribir “Jaque mate”. Una novela en la que cuando empiezo a escribir me sangra el alma…
  4. Tomarme la escritura con más calma y centrarme en las dos novelas que dejé aparcadas por falta de conocimientos.
  5. Sonreír cada día. (Lo más importante)
  6. Eliminar la negatividad y las inseguridades.

Así que despido este año entre alegría y tristeza, pero entrando al 2017 con una sonrisa que cada día será más grande.

Un beso a todos, de corazón.

Elisabeth M.S.

Anuncios

6 comments

    1. Hola Mónica!

      Sí, No me olvides es el primer tomo de la Trilogía Generación. En la página del producto pone (Generación n°1) al lado del título. 😉

      Gracias por confiar en mi trabajo!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s